Funcionamiento bomba calorMediante un sistema de aerotermia obtenemos calor de la energía del aire, esto es posible gracias al funcionamiento de las bombas de calor. El refrigerante que fluye por el circuito entre la unidad exterior e interior absorbe la energía contenida en el aire, incluso a baja temperatura (invierno). La unidad exterior realiza la función de evaporador (cede frío al ambiente) en invierno; la unidad interior hace la función de condensador, cediendo el calor al agua del circuito de calefacción y/o agua caliente sanitaria.

Este sistema de climatización permite un ahorro energético considerable en comparación con los sistemas convencionales de producción de calor y agua caliente sanitaria. Todo dependerá de las condiciones climáticas de la zona y del sistema de calefacción que utilicemos.

Las cifras aproximadas son ahorros de hasta 50-55% con instalaciones de calefacción por suelo radiante, y de hasta un 15-20% en calefacción por radiadores, con respecto a un sistema de caldera convencional con gasóleo y en los casos más favorables. Dependiendo de diversas variables, el periodo de amortización ronda los 3 años. En combinación con energía solar térmica, se consiguen ahorros más considerables.

Principales ventajas de un sistema de aerotermia

Vivienda con suelo radiante

– Alta eficiencia y menores costos de explotación.
– Instalación sencilla.
– Máximo ahorro con sistemas de calefacción a baja temperatura mediante suelo radiante.
– Adaptable a instalaciones existentes.
– Permite obtener frío (aire acondicionado) en verano, con la inversión del ciclo.
– Energía limpia, produce bajas emisiones de CO2.
– Requiere poco espacio, por lo que es ideal si no disponemos de sala de calderas.
– No se necesitan chimeneas de evacuación de humos.
– Recomendable en aquellos lugares donde no exista suministro de gas natural.
– Períodos de retorno medio-bajos.

¿Qué debemos valorar previamente?

– Inversión inicial más elevada en comparación a un sistema convencional.
– Ubicación de unidad exterior (estética, ruido..).
– En zonas climáticas muy frías, el rendimiento estacional se reduce, por lo que es aconsejable realizar un estudio.
– Es conveniente disponer de un sistema de calefacción de baja temperatura, como suelo radiante o radiadores eficientes.


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.


ACEPTAR
Aviso de cookies